Charging electric cars in Barcelona is no longer free

A partir de esta semana los puntos de recarga públicos de Barcelona para el coche eléctrico dejan de ser gratis y los usuarios deberán pagar por este servicio en cualquiera de los 512 puntos de recarga de la ciudad condal.

Esta medida pretende promover un uso más responsable y sostenible de la energía y también ampliar la infraestructura hasta llegar a los 1.000 puntos de recarga para el año 2024.

A partir de ahora, el pago de la recarga del coche eléctrico se efectuará a partir de distintas tarifas según el tipo de usuario; particulares, flotas profesionales, motos… Los precios variarán en función de si se trata de un punto de recarga que está en un aparcamiento o en la calle, siendo obligatorio en cualquier caso hacer una recarga mínima que dependerá del tipo de usuario y del tipo de vehículo.

Para aquellos usuarios que hagan recarga de su coche eléctrico en un punto de recarga habitual podrán obtener una suscripción anual de 50 euros y 100 euros para profesionales y de 25 euros para motos, siendo a mitad de precio durante el primer año.

El coste de la energía se pagará posteriormente en función de la tarifa escogida, pero rondará entre los 22 y los 50 céntimos, dependiendo también de la hora a la que se realice la recarga, siendo más económico realizarla de noche que de día y también dependiendo del lugar, siendo más económico en los aparcamientos de B:SM. (gestor de servicios municipales del Ayuntamiento de Barcelona).

Se prevén 16 puntos de recarga nuevos en 2021

Actualmente, los servicios municipales de Barcelona gestionan 512 puntos de carga en espacios públicos: 367 de ellos están en aparcamientos de gestión municipal, de los cuales 196 son para vehículos eléctricos y 173 para motos eléctricas); los 145 cargadores restantes se encuentran en la vía pública (25 para coches y 120 para motos).

En lo que se refiere a la potencia, de los 145 puntos instalados en la vía pública, 25 son de carga rápida, los cuales permiten recuperar hasta el 80% de la capacidad de la batería en solo media hora. Des del Ayuntamiento de Barcelona se espera que esta cifra aumente hasta 55 puntos de carga rápida en el año 2024. La previsión es que 16 nuevos puntos de recarga entren en funcionamiento en 2021 a los que se sumarán cinco puntos de recarga cada año hasta 2024.

Los planes del servicio municipal en la ciudad de Barcelona adelantan también la instalación de 57 puntos de carga situados en aparcamientos municipales, por los que se calcula una inversión de 3,5 millones de euros.

Similar Posts